sábado, diciembre 26, 2009

Nostalgia de antiguos alumnos del Colegio Clarín


Los alumnos de la promoción 1986- 1994 del Colegio Clarín de Gijón sintieron la nostalgia y la necesidad de revivir, de reunirse, de recordar sus años de EGB en el "cole".
Marta, Henar y Patricia localizaron a compañeros y profersores por la red para que este día fuera emocionante y también inolvidable.
He compartido este día con ellos y para mi ha sido un día lleno de esas emociones que sólo se viven cuando se ha dedicado una vida a la enseñanza.



Después de 15 años

Leo en vuestro comunicado:
“La nostalgia y los recuerdos
acuden a la memoria”,
sentís la necesidad
de revivir los momentos
de los años que pasasteis
en las aulas del colegio.
Es signo de madurez
notar cómo pasa el tiempo.

Habéis tenido la suerte
de ser niños de EGB,
aprendisteis a pensar,
a valorar el trabajo,
descubristeis el esfuerzo,
que son lecciones de vida,
y sobre todo os formasteis
en el deber y el respeto,
la amistad y el compromiso,
con unos planes de estudio
de Historia y Ortografía,
sin pizarras digitales,
ni portátil ni teclados,
sólo boli y mucha tiza.

Un camino largo y duro
de progreso en quince años
os ha regresado aquí,
acumulando ilusiones
y “cumples” en la mochila.
Pero hoy, que es el mañana
que os preocupaba ayer,
se despierta la memoria
para entender que la vida
hay que llenarla de sueños,
para saber qué es el tiempo.

Los recuerdos siempre vuelven
pero nunca vuelve el tiempo.

Importan los sentimientos,
lo habéis comprendido bien
y os felicito por eso.


Gijón 26 de diciembre de 2009


Mª Dolores Castro Novoa

4 comentarios:

Sinuosa dijo...

Qué bonito. Puedo imaginar la emoción de todos esos alumnos, pero sobre todo la tuya al reconocer en los ojos de los hombre y mujeres que son ahora, a los niños de entonces.

Y una frase brillante a destacar:
"... Pero hoy, que es el mañana
que os preocupaba ayer ..."


Felices Fiestas.
Un beso.

Berna dijo...

tuvo que ser inolvidable Loli.

ana Perucho dijo...

Enhorabuena Dolores por seguir ejerciendo tu magisterio fuera de las aulas y a través de las nuevas tecnologías.
Acabo de reencontrarte en este blog y te felicito por el homenaje poético que has hecho a esta promoción de antiguos alumn@s de C. P. Clarin.
Yo hace muchos años que me encontré contigo en la profesión y te recuerdo con mucho cariño.
Un abrazo y FELICES FIESTAS
C:Anita
(maestra)

El león de trapo dijo...

Seguro que fue muy bonito. Despues de todo, supongo que la mayor satisfación de un profe es ver el resultado acabado (o mas acabado). La educación trata de formar personas con valores. Ver estos hombres de hoy dan sentido las esperanzas y el trabajo de ayer. Que profesión tan bonita!!